Inicio > Software Libre > 5 argumentos que malinterpretan el Software Libre

5 argumentos que malinterpretan el Software Libre

A través de Ghabuntu llego a la campaña Obtenga Linux, donde se desmienten muy bien cinco argumentos contra el software libre.

Estos argumentos están muy poco fundamentados, pero se trata de una buena forma de hacer entender al público general de qué va todo esto del software libre y de despejar sus posibles dudas y miedos más inmediatos apenas acaban de conocer el concepto.

Como ya dije, tenéis el artículo completo en la campaña Obtenga Linux, pero os ofrezco un pequeño resumen después del salto para aquellos más perezosos. ¿A vosotros os convencen las explicaciones, o seguís encontrando algún problema?

  1. La industria no se puede mantener si no se paga a los programadores. A los programadores de software libre sí se les paga. Las compañías de software libre se benefician de un sistema de desarrollo descentralizado con un gran número de voluntarios. Las ganancias directas de la industria del software libre puede que sean menores, pero no por ello son poco importantes. Solo que el modelo de negocio es diferente.
  2. El software libre acaba con la innovación. La realidad es que la libertad es la base de la innovación: A la gente se le permite y se le anima a trabajar sobre el software y muchas personas están dispuestas a participar. Como tampoco hay necesidad de reinventar nada, se reutilizan más elementos y se empeña más tiempo innovando.
  3. El software debería funcionar sin más, ¿a quién le importa el código fuente? Imagínate que te compras un coche que no puedes abrir. No queremos decir que no puedas tú, sino que no pueda abrirlo nadie. ¿Podrías estar tranquilo sin poder revisar si el coche es fiable o que tenga fugas?
  4. El software libre no respeta los derechos de autor ni las patentes. Muchas veces los partidarios del software libre son los que más respetan los derechos de autor, que afectan tanto al software libre como al privativo. Por su parte, las patentes de software raramente son usadas para beneficiar a quienes innovan. De todas formas, prácticamente cualquier software viola patentes en varios países, tanto libre como privativo.
  5. El software libre es como el comunismo. Al contrario de lo que se puede pensar, la propiedad privada sí que existe en el software libre. Si modificas un programa para utilizarlo tú mismo, no tienes que compartir nada. Si decides distribuirlo, entonces seguramente sí que debas utilizar los mismos términos en que has recibido el software original. Alternativamente a esto, puedes desacoplar tus cambios para que no formen parte del software original, de forma que tu trabajo final sea no contenga partes de éste.

Vía: Ghabuntu | Foto: DavidErickson

Categorías:Software Libre Etiquetas: ,
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: